Esponjas de konjac

Las esponjas de Konjac suelen ser caracterizadas por la UNESCO como patrimonio a nivel mundial para la humanidad. Son diseñadas por Corea del sur en una Isla llamada Jeju.

En el año 2007 fueron declaradas patrimonio, esta isla es un paraíso. Se basa en la naturaleza como un cuidado extremo, sus aguas suelen ser cristalina y tienen muy poca contaminación.

Cuando fabrican estas esponjas requieren de un procedimiento muy bien elaborado. Utilizan una planta llamada Amorphophallus konjac la extraen completamente luego la secan y la trituran hasta convertirla en una especie de harina.

Al tener esa harina se mezcla con agua estéril y luego se forma una especie de masa dura donde se lleva a vapor en uno moldes semicirculares y luego se dejan en temperatura ambiente.

Luego pasa por una cámara de congelado donde pueden repetir ese procedimiento tres veces, para así poder llevar el producto al termosellado y evitar contaminaciones.

Las esponjas de Konjac suelen ser hipoalergénicas, no poseen conservantes lo que hace que sean un producto 100% natural. La raíz de la planta posee todas las vitaminas y minerales.

Este producto es muy útil para las personas que sufren de acné, ya que limpia con profundidad los poros y los cierra con el tiempo. Además, ayuda a mantener el PH equilibrado.

Para usarla es necesario remojarla durante diez minutos, ya que al sacarla de la bolsa es un poco dura. Pero cuando absorbe el agua, su suavidad es muy placentera en el cuerpo y rostro.

Las mujeres que comprar estas esponjas de Konjac, y se maquillan con muchos productos en el rostro, lo mas recomendable es eliminar todo el maquillaje y luego usar la esponja.

Las esponjas de Konjac no suelen colocarle jabón líquido, ya que tienen la capacidad de limpiar todas las impurezas por sí mismas. Así le dará más vida al producto y conservarlo en un buen estado.

Estas esponjas suelen traer 11 tipos, pero tienen ciertas combinaciones con fibras naturales, ideal para piel con diferentes problemas que presenten las personas en el cuerpo o cutis.

Luego de usarla, debes enjuagarla, escurrirla y secarla. Algunas personas suelen colocarla en sol para secarla por completo, otras personas suelen sumergirla en aguas calientes para desinfectarla completamente.

Deben tomar en cuenta, que las esponjas suelen tener una duración no mas de 3 meses. la ventaja de adquirir otra, es que la usada podrás colocarla con residuos orgánicos.